viernes, 27 de agosto de 2010

Sigo siendo un tipo raro.

Sigo siendo un tipo raro, este es el título que he escogido para esta entrada, la verdad que ya no me siento tan raro. Yo soy de esas extrañas personas que van al trabajo en bici. Trabajo a la otra punta de la ciudad, incluso bastante a las afueras, pero como es una ciudad pequeña son sólo 6km, esto traducido en tiempo son alrededor de 15 min en bici, creo que es una cosa que es posible por la mayoría de la gente.
En las ciudades pequeñas como la mía los traslados son siempre pequeños, de unos pocos minutos, en cambio es en las ciudades grandes donde más se va imponiendo el transporte en bici. Aquí la gente sigue cogiendo el coche para todo, incluso cuando saben que en bici o incluso andando tardarían menos.
Digo que ya no me siento tan raro ya que desde hace algo más de un año, pusieron bicicletas de alquiler, y aunque son incómodas, lentas, pesadas... la gente las ha utilizado bastante y esto ha provocado que mucha gente haya optado por utilizar su propia bici, yo llevo años usando la bici y ahora no es extraño cruzarme con gente que va al trabajo en bici.

Dentro de unos meses volveré a ser un tipo raro cuando empiecen las heladas, las lluvias y las nevadas, cosas que este año no han impedido que fuera en bici, con la admiración, envidia, sorna y cachondeo que esto a provocado.

2 comentarios:

Isabel Llaberia Fotógrafa dijo...

Con este calor no llegas al trabajo todo sudado? Para mi es uno de los inconvenientes de ir al trabajo en bici.
¿En invierno también? si que eres un tipo raro...jajajaja

Socrates dijo...

Todo depende de lo rápido que vayas, yo cuando llego me cambio de ropa y listo. En invierno es lo mejor. Estoy deseando que empiece el frío, la lluvia y la niebla. Con nieve no me gusta tanto... jeje